DR CARLOS BASANTA Y SU NOTA SALUDABLE - - Despedida de fin de año en el día de los Inocentes
 

DR CARLOS BASANTA.*
 
 
DESPEDIDA DE FIN DE AÑO
EN EL DIA DE LOS INOCENTES
Nuestro último contacto de este año, para un reencuentro en el tiempo habitual dentro del calendario del año nuevo, una despedida adelantada dentro del marco histórico del día de los Santos Inocentes por el triste recuerdo del Infanticidio de Belén señalado por el evangelio de Mateo. "Herodes entonces, cuando se vio burlado por los magos, se enojó mucho, y mandó matar a todos los niños menores de dos años que había en Belén y en todos sus alrededores, conforme al tiempo que había inquirido de los magos".--Mateo 2:16. Todos los 28 de Diciembre, a excepción de los países anglo sajones que conmemoran el evento el 1 de Abril se recuerda la masacre, cuyo numero de victimas ha sido un tema polémico con extremos bastantes distantes entre 3000 a 15000 para algunos, mientras que otros atendiendo a la población de Belén para la época y la estimación de las tasas de natalidad y mortalidad en menores de 2 años se han atrevido a especular que no deben haber sido más de veinte; no obstante, el hecho es una realidad histórica donde cada año, sobre todo en España y Latinoamérica se gastan bromas a las personas, se relatan noticias fantasiosas en los medios de comunicación, bajo la aceptada excusa de “cayeron por Inocentes”, sin embargo nuestra conversación de hoy, espero sea tomada muy en serio.
La llegada de un nuevo año obliga a realizar una auditoría del que se va, la película de los 365 día pasados debe proyectarnos los logros y los fracasos, porque el tiempo no debería pasar en vano, tenemos la obligación como personas, como padres, como hijos y como parte de un estado, a ser un ente activo del entorno en sus diferentes dimensiones, empezando por nuestro propio funcionamiento biológico psicológico y social; ¿cumplimos las expectativas que teníamos para este periodo de tiempo que fenece?, Debemos revisar lo que hicimos y lo que dejamos de hacer y el porqué, y su posible relación con nuestra situación actual en cualquier sentido, repetir las conductas de aciertos y corregir los errores, es la mejor manera de asegurarnos un feliz año. El 31 de diciembre a las doce de la noche al escuchar los cañonazos, después de las doce uvas del tiempo de Andrés Eloy; aunque el verso del inmortal poeta cumanés comienza con, “Madre esta noche se nos muere un año”, los venezolanos nos abrazamos y nos decimos feliz año, frase que ojala no tenga un contenido vacío.
 
Un Feliz año más que un deseo o un saludo tradicional de fin de año, puede ser una realidad si se planifica, los años no vienen malos ni buenos, las circunstancias, los planes y nuestras aspiraciones no lo podemos dejar a la suerte, nuestra salud no puede depender de un ojala no me enferme, o no me pase nada, todo depende de nosotros, de nuestra iniciativa, y mucho más allá de nuestro aprendizaje y nuestra preparación previa. Un año pasa, pero la experiencia debe quedar, la huella del tiempo y de nuestro transitar por esta vida debe ser tangible, debe ser medible y poder establecer patrones de comparación dentro de uno mismo, y no con el que tenga más o el que tenga menos. Debemos revisar el nivel de cumplimiento de las metas que en materia de salud nos fijamos para el año 2014, moderé el consumo de alcohol?, deje de fumar?, bajé la ingestas de grasas y de dulces?, comencé y mantuve una rutina de ejercicios, bajé de peso?. Si la respuesta es afirmativa, perfecto, los exámenes en el 2015 y la mejoría en nuestra calidad de vida orgánica nos indicaran los frutos de esa siembra en salud, Si la respuesta a las anteriores interrogantes es negativa, es urgente que revisemos las causas por las cuales no fueron posible y poder corregirlas.
 
Las metas para el año nuevo no solo deben ser individual, tenemos que exigirle a los responsables políticos de la salud del pueblo una acción real, técnica, planificada y que de frutos, porque las siembras de las que oficialmente se ha hablado se han convertido en una planta macho; El próximo año obliguemos de forma cívica y pacífica a nuestros legisladores que nos paguen la deuda con respecto a una Ley de seguridad social y de un sistema único Nacional de Salud Descentralizado, tal y cual lo reza la constitución.
 
 Ojala no volvamos a caer por inocentes. Feliz año, pero de verdad.
 
VACUNA CONTRA EL ESTRÉS
 
Feliz año nuevo
Un matrimonio de viejecitos
El viejo le dice a la vieja
-         Feliz año nuevo
-         Pero viejo tu estas loco si todavía no es 31
-         Feliz año nuevo
-         Deja el fastidio que todavía no es
-         Feliz año nuevo
-         Que vaina contigo, te voy a poner la plancha
Una vez puesta la dentadura postiza se escucha al viejito decir
-         Felicia me muero.
 
El 31 de Diciembre la esposa canta una canción de la Billo
- vengo del olivo, voy pa'l olivar un año que viene y otro que se va. Un año que viene y otro que se va.
El marido que se ha estado echando palo todo el día ya borracho le dice:
-         Ay vieja a ti como que se te quedaron toditos.
 
 
Hasta nuestro próximo contacto.
*Medico. Magíster en Salud Pública.
E. mail basantac@cantv.net
 
 
Hoy habia 39 visitantes (98 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=