DR CARLOS BASANTA Y SU NOTA SALUDABLE - - No estoy para risa, me dijeron que soy Diabético.
 

DR CARLOS BASANTA.*
 
NO ESTOY PARA RISA,
ME DIJERON QUE SOY DIABETICO
 
Entro a la cafetería y hago un paneo, como dicen los camarógrafos, buscando una cara conocida con quien compartir el café, en un rincón encuentro a Juan, pensativo y muy serio, al darse cuenta de mi presencia me mira, y con voz ronca y entrecortada me invita a sentar. Juan siempre ha sido muy parco, pero esta vez creo que de más. Que te pasa estás bravo?, te molesto?; no doctor me responde; es evidente que algo te pasa, estas muy serio, te han dicho como murió serio?, una mueca en vez de risa apareció en su cara; aun así continuo tratando de levantar ese ánimo, cambia esa cara Juan de seguir así te la van a alquilar para dar un pésame, la vida hay que enfrentarla con una sonrisa. Le agradezco doctor la intención, gracias de verdad, pero no estoy para risa, sería dios quien lo mando, me dijeron que soy diabético, tómese un café y así conversamos. Juan, es normal que te sientas así, aun estas impactado por saberte con diabetes, muchos incluso se deprimen, pero aunque es una enfermedad peligrosa, es fácilmente controlable, si empiezas por aceptarla como una compañera de tu vida, lo cual no implica entregarte a ella, internalizar su presencia, significa controlar las cifras de glicemia y evitar las complicaciones, adoptando cambios en el estilo de vida, no debes divorciarte de la alegría o convertirte en viudo de la sonrisa. Dices que no estás para risa, que es grave lo que te está pasando, pero la risa es algo serio y en diabetes mucho más.
 
La risa es tan importante que existe una disciplina que estudia  la fisiología y sicología de la risa humana, la Gelotología, que se encarga de la aplicación de la risa con fines psicológicos y médicos; es tanta la relevancia que esta ha adquirido en la salud, que en distintas partes del mundo la están utilizando como una terapia complementaria en la prevención y tratamiento de enfermedades. Cuando reímos se activan diferentes mecanismos y se secretan una gran cantidad de sustancias que van a producir beneficios tanto físicos como psíquicos para quien lo hace. Mucho se hablado de los daños que produce el estrés en diferentes esferas como factor de riesgo para la aparición y complicaciones de enfermedades ya establecidas como las enfermedades del corazón y la diabetes. La sonrisa, la risa y las carcajadas son un fenómeno natural para enfrentar el estrés, con interesantes repercusiones biológicas, psicológicas y sociales para quien las experimenta, y más que una expresión emotiva, involucra un complejo mecanismo adaptativo en la lucha por la supervivencia.
 
Definitivamente la risa debe formar parte de la estrategia preventiva en cualquiera de sus niveles para el paciente diabético y para aquellas personas en riesgo de serlo; no pretendo sustituir el ejerció físico por la risa, pero cuando nos reímos a carcajadas, entran en actividad alrededor de 400 músculos incluido el diafragma, lo cual ayuda a quemar calorías, siendo considerado por algunos estudiosos como el equivalente a 10 minutos de ejercicios aeróbicos o 15 minutos en bicicleta, lo que sin duda vendría a ser un complemento interesante para enfrentar el efecto del sedentarismo y la obesidad en la aparición de la diabetes y a la disminución de la presión arterial; la risa favorece la digestión y la evacuación, aumenta el transito intestinal, disminuyendo la absorción de grasas y el colesterol, lo que aunado a otros factores incidiría en la reducción de la aterosclerosis grave del paciente diabético, la diabetes está considerada como una entidad asociada a la inmunosupresión, lo cual convierte al paciente en presa fácil de infecciones bacteriales y virales; las endorfinas, sustancias que se secretan al reír, influyen positivamente sobre el sistema inmunológico reforzándolo.
 
La ciencia ha demostrado el efecto beneficiosos del binomio risa – Diabetes: En Japón un estudio de la universidad de Tsukuba en Ibaraki, liderado por el doctor Keiko Hayashi, realizado en 19 diabéticos tipo 2, a los cuales sometieron luego de la comida a 40 minutos de charla aburrida y luego a 40 minutos de comedia divertida en días alternos, concluyeron que el aumento del azúcar en la sangre, fue menor en el grupo posterior a la comedia divertida, obteniendo los mismos resultados luego en pacientes no diabéticos. Otro estudio más reciente en el año 2009, esta vez en loma linda en Estados Unidos, en el cual tomaron a 20 pacientes con diabetes, todos con hipertensión, los dividieron en 2 grupos y a uno de ellos se les administró una dosis diaria de 30 minutos de humor por espacio de un año, luego de 12 meses se encontró en el grupo que reía: Un aumento del colesterol bueno del 26%, contra el 3 % del otro grupo; disminución de hormonas que elevan la presión arterial y disminución en un 66% en el grupo de humor de Proteína C reactiva, un importante factor de riesgo cardiovascular. Lo que los llevó a concluir que la risa terapéutica, podría reducir el riesgo de enfermedad Cardiovascular asociado a Diabetes Mellitus y Síndrome Metabólico.
 
 
PILDORAS DE TU MEDICO
·        En los últimos años, pareciéramos estar en una histeria colectiva, con razón o sin ella, nuestros rostros se están acostumbrando a expresar la mayor parte del tiempo una seriedad y una rabia que dista mucho de lo que realmente somos, estamos perdiendo la característica de echadores de broma, de dicharacheros que nos diferenciaba de los pueblos del viejo mundo. Se nos está olvidando reír
·        Para lo que siempre andan buscando la fuente de la eterna Juventud, les digo que la activación de los músculos de la cara al reír, producen un efecto antiarrugas.
·        Las endorfinas, sustancias que se secretan con las risa, las cuales no son ningunas maracuchas, así que quítale el apellido Montiel, o Palmar, son los transmisores del placer, la euforia, la felicidad e incluso tienen efectos analgésicos, sensación que genera dependencia
·        Es necesario que mantengamos y cultivemos el humor, veamos el lado gracioso de las cosas aun en los momentos más difíciles, la lucha por los derechos no excluye la risa, al contrario la revitaliza y evita la aparición y el predominio de la desesperanza que las inhibe.
 
 
VACUNA CONTRA EL ESTRÉS
La mujer al marido:
-         Mi amor, creo que has dejado de quererme, o tienes otra mujer?
-         Pero que te hace pensar así?
-         Es que ya no me buscas
-         Está bien escóndete pues.
 
El abuelo le dice al nieto
-         Miguelito, en la mesita de noche de tu papa hay un frasquito que dice viagra, sácale una pastilla sin que el se entere, me la traes y mañana te doy 10 Bs.
El muchacho en la noche llega al cuarto y con sumo cuidado saca la pastilla y se la lleva al abuelo. A la mañana siguiente va Miguelito bien temprano a saludar al abuelo.
-         Buenos días abuelo como dormiste?
-         Estupendamente hijo, (le dice el viejo con una sonrisa de oreja a oreja); y le entrega 100 Bs.
-         Pero abuelo te equivocaste, me dijiste 10 y me estas dando más
-         No hijo allí van mis 10, los otros 90 te los mandó tu abuela.
 
Hasta nuestro próximo contacto.
*Medico. Magíster en Salud Pública.
E. mail basantac@cantv.net
 
 
Hoy habia 36 visitantes (56 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=